SE INICIA PAGO DE INDEMNIZACIÓN A AGRICULTORES QUE PERDIERON SUS CULTIVOS EN LA TEMPORADA DE HELADAS

Huancayo 31 de mayo. – Gracias a la gestión del Gobierno Regional de Junín a través de la Dirección Regional de Agricultura Junín, los agricultores que perdieron sus cultivos por las heladas, iniciaron el cobro del seguro agrario catastrófico por segundo año consecutivo, esta vez principalmente en los cultivos de papa, maíz y arveja, perdidos principalmente durante el mes de febrero.

Los desembolsos se realizan en las cuentas personales de cada agricultor, ello luego de la evaluación de las hectáreas afectadas realizada por los técnicos de la Dirección Regional de Agricultura y corroborada por la aseguradora; en la provincia de Jauja se realizó la entrega simbólica de tres cheques por 74 100 soles a las autoridades de los distritos de Huaripampa y Leonor Ordoñez; en los sectores estadísticos de Huaripampa, Huancaní y Pacamarca, beneficiando a 283 agricultores que tuvieron 92 hectáreas afectadas. Por otro lado, en la provincia de Huancayo se entregó dos cheques por 117 mil soles en el distrito de Sapallanga, a los sectores estadísticos; Mariscal Castilla y Sapallanga, beneficiando a 602 agricultores que tuvieron más de 180 hectáreas afectadas.

Para el pago de este seguro, la Dirección Regional de Agricultura a través de las Agencias Agrarias de Huancayo, Jauja, Concepción, Tarma y Yauli La Oroya, evaluaron los sectores estadísticos afectados, de los cuales 58 serán indemnizados. Asimismo, se logró empadronar a 3 325 agricultores afectados, los mismos que serán indemnizados con un monto total de 933,400.00 soles, ello a través de sus cuentas personales en el Banco de la Nación.

Al respecto, el Director Regional de Agricultura Junín, Ing. Ulises Panez Beraun, mencionó que se viene monitoreando los pagos que se hacen efectivo, a todos los agricultores que han perdido sus cultivos. Por otro lado, Panez recalcó la importancia de que los productores comuniquen a las agencias agrarias de su jurisdicción sobre las pérdidas de cultivos por las diferentes situaciones climatológicas, para la respectiva evaluación y compensación necesaria.